Masoterapia

Masoterapia reductora

El uso de la técnica del masaje de la masoterapia para reducir el peso se conoce como masoterapia reductora. Hay una gran cantidad de diferentes tipos y técnicas de masajes para bajar de peso, pero como es imposible nombrarlos todos, se mencionarán las categorías en las que se pueden clasificar: aparatos, mano, pie y combinados.

  • Aparatos: en esta categoría se encuentran máquinas como el masaje vibratorio, el hidromasaje, y el pneumomasaje.
  • Manual: es la forma tradicional y más popular del masaje. Su gran ventaja es la interacción directa del masaje de manos con el cuerpo del paciente. En este caso, siempre existe la posibilidad de adaptación a las necesidades de cada cliente. Pero incluso aquí hay algunas desventajas: el resultado depende de la habilidad del masajista, de su estado de ánimo, de su grado de fatiga y de su experiencia. Los terapeutas experimentados masajean con una amplia experiencia y conocimiento y saben cómo hacer masajes para bajar de peso.
  • Pies: En tiempos pasados ​​fue el más utilizado de los masajes. En el mundo moderno, el masaje con los pies se utiliza normalmente para la recuperación y la relajación de los atletas que han realizado gran esfuerzo físico.

Acupresión
Es una creencia popular que el masaje de punto o acupresión (una mezcla de «acupuntura» y «presión») puede ayudarle a perder peso. Esta técnica de masaje ha sido practicada por más de 5 000 años y ha demostrado ser muy eficaz. Hay varios puntos en nuestro cuerpo que se pueden estimular para acelerar el proceso de adelgazamiento.

El primer punto se encuentra en el oído y controla el apetito. Para encontrar este punto, ponga los dedos en la mandíbula, con la boca abierta, y encuentre el hueco en el lugar donde se conecta el oído a la mandíbula. Haga presión y siga haciendolo por un minuto.

A continuación, encuentre el punto en la parte externa de las piernas, poniendo 4 dedos por debajo de su tobillo. Mediante la aplicación de presión a este punto se puede disminuir el apetito.

«Jian Jing» se encuentra en la parte trasera donde se unen los hombros con el cuello. Aplique presión durante un minuto.

Los «Tian Shu» se encuentran a ambos lados del ombligo. Para encontrar estos puntos, mueva cinco centímetros directamente fuera de la cara exterior de su ombligo en ambas direcciones. Mantenga pulsado durante un minuto.

Esta técnica de masaje está diseñada para hacer frente a la principal razón de la obesidad (en la mayoría de los casos), que es comer en exceso. Al aplicar presión a estos puntos, usted podrá controlar su comportamiento alimenticio.

© 2011. Todos los derechos reservados | http://www.masoterapia.org